No son suicidios. Es un genocidio.

Este martes 1 de Abril, Jaume, ya no pudo más. Se cansó de sufrir. Os dejamos el comunicado de PAH Denia donde los compahs explican cómo se ha llegado a este desenlace y un artículo de A.R.T. que nos llegó por mail y que nos ayuda a entender lo que pudo sentir Jaume y todas esas personas que se cansan de sufrir, de correr y pelear.

El viernes 4 de Abril estaremos a las 12:00 h delante de La Caixa de Cheste para rendirle un homenaje póstumo y unirnos al dolor de sus familiares, amigos y compahs. DEP Jaume.

Comunicado de PAH Denia

A6DVo3UCcAAL-loEl sistema cruel al que nos enfrentamos, se ha llevado por delante a un afectado de CaixaBanc de 52 años.  Hoy ha decidido no sufrir más.

El viernes pasado, 28 de marzo, tuvo el penúltimo episodio de depresión. La PAH de Dénia habló con él y con su familia,que es ahora quien lo sufre, y se adoptó la estrategia que fuera un familiar y un miembro de la PAH, y no él, quien tuviera contacto con el banco. Que el banco no le volviera a llamar, ya que esas llamadas le producían desesperación.

Ya había tenido dos intentos de suicidio previos. El primero con heridas graves, y el segundo con internamiento en la unidad de psiquiatría de MARINA SALUD s.a., que después le dio el alta, con sólo 4 días de internamiento, de lunes a viernes, y con una medicación y tratamiento, que ha resultado no adecuado, y totalmente insuficiente. Y un alta a todas luces precipitada.

El miércoles 2 de abril volvía a tener visita médica. La vida y la muerte no entienden de organizaciones empresariales.
En nuestro compah se han juntado dos situaciones muy crueles que afectan a miles de personas en el estado español; por un lado, el sistema económico cruel, que primero te deja sin trabajo y después sin casa y comida, y te quiere lanzar a los márgenes de la sociedad para o ser un esclavx o un excluidx, y por otro lado, las consecuencias de la privatización de la sanidad (ley 15/1997).

El miércoles pasado, 26 de marzo, asistió a su última asamblea de la PAH en Dénia, que todos/as pensamos que era la primera de su nueva vida después de haber recibido el alta médica de MARINA SALUD S.A., y le aplaudimos y abrazamos, por pensar que estaba restablecido de su dolencia.
No era así.

La dolencia que sufría Jaume, es la dolencia de una sociedad organizada por un sistema económico que quiere enriquecerse a costa de la sangre y vidas de todxs.
Si no lo remediamos entre todxs, seguirá llevándose vidas por delante.

Artículo de A.R.T “Última hora desde La Caverna”

“La humanidad, que aquí –ahora- ya no recuerda más posición que la vertical…, agotados, tropezando entre nosotros pero sin parar, deambulamos en grupos de unas veinte personas, sonámbulas, en una habitación de cinco metros por cuatro, de paredes-muro de hormigón desnudo, con aberturas de entrada y salida, sin puertas, a un corredor de un metro de ancho, con paredes altas, de hormigón gastado o de tierra, que rodea ésta única habitación por sus cuatro lados…

Vestimos ropa rígida, de color gris ceniza o tal vez muy cubierta de polvo. Carecemos de memoria. Lo ignoramos todo, pero somos conscientes y ansiamos recordar… Y, sí: parece que alguno lo estemos consiguiendo: primero me percato de que permanezco en pie, y de que los demás también lo están y caminan, aunque con movimientos de zombi. Advierto después que este recinto no tiene techo. (Antes no lo percibía). Y comprendo, al final, que somos prisioneros que han sido drogados y que están retenidos… pero es imposible recordar porqué… Pero tampoco hay tiempo: ha saltado la alarma: estamos en grave peligro: de repente, a los que somos conscientes, el terror nos invade…

Son aprovechables las irregularidades de las paredes de tierra pero sólo tres de nosotros nos encaramamos arriba, saltando, para conocer el exterior: debe ser el final de la tarde, o es un día muy oscuro. Podemos asomarnos: estamos a ras de suelo, próximos al borde de una carretera asfaltada, solitaria, anormalmente estrecha, que va, en línea recta, por en medio de algún descampado, yermo hasta

No reconocemos nada pero a lo lejos se ve, claramente, un extraño autobús: de frente, demasiado cuadrado, anticuado, de color verde oscuro-opaco, ceniciento o sin luz, aparcado del lado de la carretera contrario al nuestro; y por delante, a pocos metros, una patrulla de soldados : todos llevan bigote: parece como si también fuera parte del uniforme, del color del autobús. Aspecto de mal nutridos. Desgarbados. El que mira hacia nosotros, luego, da la orden de formar. Ya corren al paso, resignados, pesadamente, cada cual con su fusil, cogido con ambas manos… (Nos separan cien metros.)

¡¡ Vienen a matarnos !!

No podemos verla pero, con total seguridad, advertimos qué a pocos metros de nosotros hay otra prisión, escavada en tierra, como ésta, y más allá, todavía otra… Se oye silencio y polvo de tierra en el aire. Alineadas las tres, casi pegando a la carretera, todas en fila… El corazón nos informa de que la más lejana, la que está frente al autobús, al otro lado de la carretera, ya ha sido ejecutada…

Ya no cabe duda: ¡¡ Vienen a matarnos !!

Brincamos de miedo. Huir. Estamos fuera: demasiadas piedras… Desesperado, con ayuda de las manos, me alejo, pero tropezando. Ante nosotros, en ruinas, restos de muros de adobe de casas antiguas. Nos falla la vista: (La Luz también huye). Desorientación. Avanzamos a gatas. El firme declina.

Hasta un palmo del suelo, delante, cubriéndolo todo, en una, la Nube, la Niebla y la Noche: Negro aterrador. Presencia de Carne de la Muerte: NEGRO EN SÍ.

ATMÓSFERA y SIMA-ABSOLUTA: Podríamos penetrarla y ocultarnos de todo. Pero: ¿cuánto valor…?. Aunque: ¿cómo esperar si, a nuestras espaldas, ya se sienten Soldados…?”

Por A.R.T.

(En memoria y homenaje a los Suicidas de las hipotecas. R.I.P. Descansen en Paz.)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s